Sweet Grooves Records Shop

Inicio Inicio Inicio Inicio Inicio Inicio
Now in your cart 10 items   
Inicio Inicio Inicio Inicio Inicio Inicio
Alphabetic Search by
Format Text
By style
  LOGIN
Email:
Password:


Create account - Password forgotten? Click here.

22.00EUR

PARAISO - El Corte Final

MR 401

Sello: Munster records

LP + CD

Disco que fue, por no dejar de ser, será

Decía el inefable Jesús Franco que a la hora de montar una de sus míticas películas debía escoger entre dos secuencias de Klaus Kinski; en la primera aparecía la dichosa sombra de cámara al tiempo que Kinski lo daba todo, de manera magistral. Y una segunda toma, ya sin la maldita sombra, capturaba una actuación menor del histriónico rubio. El tío Jess lo tenía claro: apostaba sin duda por la primera.

La magia del momento en una interpretación especial e irrepetible frente a la pulcritud mainstream. Quien puede entender no se detiene nunca en las menudencias técnicas para pasar directamente a otear el Paraíso.

Esta insuperable selección de joyas pop spirit of 79´ es ni más ni menos el disco que iba a cambiar nuestro gris panorama. Por desgracia no llegó a editarse, quedando archivado sine die.

Paraíso fue desde el comienzo un grupo complicado por su excesivo número de integrantes -llegó a contar entre sus filas con más de diez- y su rotación constante de miembros, que trajo incertidumbre e inestabilidad. Futuros Dinarama, Bólidos, Ejecutivos, Radio Futura, Décima Víctima, La Mode, Casinos… estuvieron por allí en algún momento. Pero ni era el tiempo ni el lugar adecuado. Too much, too soon.

En principio su influencia principal fue The Modern Lovers pero escuchados hoy nos recuerdan a propuestas tan valientes de entonces como Swell Maps o Television Personalities. En Londres o Berlin, Paraíso habrían arrasado. O en Holanda: ¿acaso no tienen un aire fresco, comercial, divertido y contagioso a lo Gruppo Sportivo?.

Sin embargo en directo aquí sí funcionaron bien. Paraíso tocaron sin parar llegando a convertirse en el combo más excitante del momento. Podían transformar con su presencia un triste festival de grupos casposos en algo realmente cool. Fueron maestros de la improvisación, la sorpresa y el pop espontáneo.

Prueba de todo ello son estas benditas grabaciones que ahora por fin se rescatan.

Con sombras de cámara, pero también con el encanto único de un grupo rodado y curtido a pesar de su juventud y amateurismo. Hoy necesitamos más que nunca esta colección de canciones deliciosamente inmortales.

Decía el gran Mario Pacheco que El Zurdo nunca podría renunciar a ‘Para ti’, ni escapar de su sombra e influjo. No es para menos: se trata de una de las mejores canciones de todos los tiempos. Y al fin tenemos la grabación suprema (Audiofilm, 17 de Abril de 1979). Un poco más rápida con ritmo galopante, órgano drónico y coros femeninos hechizantes. Existe una grabación posterior más producida y FM friendly pero esta es la ganadora, la que Jess Franco escogería sin ninguna duda.

Cuando Paraíso eran solamente Carlos Berlanga y El Zurdo -tras el fin de Kaka- dando pinceladas a un nuevo proyecto, les dio por rescatar, vampirizar, ironizar, sodomizar… la sempiterna canción ye-yé, sustituyendo con ingenio ñoñez carpetovetónica por humor venenoso pero sin perder un ápice del encanto kitsch de los 60. La joya del tándem es ‘No te equivoques’, perfecta canción beat que fue durante un tiempo favorita en “Flor de Pasión” de San Juan de Pablos, certeramente interpretada por Juan Luis Lozano. Este hit nos alegró muchas noches en los también grises años 90 gracias al rescate de Juan. Entonces los temas Paradisíacos eran preciado objeto de contrabando, circulando de casette en casette y de boca a oreja.

‘La alegría’ o ‘No quiero mirar otra vez atrás’ (también titulada ‘Cigarrillo mentolado’), ambas de Juan Luis -el John Belushi del grupo- pertenecen a esa divertida categoría donde se mezclan punk y camp (¿acaso no son lo mismo?). Otro ejemplo es la insuperable ‘Vacaciones en la Morgue’ que promete cómodo apartamento en el más allá… y en esta primeriza grabación hasta ¡chocolate con churros! ‘Crimen Pasional’ fue una de las primeras colaboraciones entre Berlanga y Márquez; cinematográfica, velvetiana y oscura como lo mejor del cancionero que cada uno desarrollaría por su lado: ‘Perlas ensangrentadas’, ‘Aquella canción de Roxy’, ‘Amor en taxi’, ‘Deseo carnal’, ‘Cómo pudiste’...

Si en ‘Crimen’ se rendía culto a Debbie Harry, ‘Rock para Vitorichi’ es toda una oda a Victoria Abril –entonces azafata contable en el “Un, dos, tres…” de la era Kiko Ledgard- compuesta por otro dúo que depararía muchas alegrías en lo venidero: Antonio Zancajo y El Zurdo.

‘Carolina’ era el tema favorito de Eduardo Benavente y puede considerarse la cara B perfecta al ‘Para ti’, su complemento ideal. Otra obra maestra de pop adolescente. Esta grabación inédita suena en principio más solemne, lenta y emotiva pero luego sorprende con un estribillo festivo repleto de groove que recuerda a ? & The Mysterians.

‘Estrella de la radio’ (otra de sus clásicas; canción-venganza con mensaje muy teen dirigido a un locutor de radio que les hizo alguna faena) suena en glorioso mono empapada en fuzz y órgano espacial de Mario Gil que haría las delicias de Peter Kember.

El pre-ska y punk-pop más crudo se aprecian claramente en rabiosos cortes como ‘Qué es lo que me pasa beibe’, (dedicada a Sid Vicious) ‘Lipstick’ (inspirada en la película homónima y la malograda Mariel Hemingway) o la gran adaptación que hacen de Devo, ‘Mongoloide’, que suena a un cruce entre primeros Nikis y Desechables. Y otro super clásico es ‘Makoki’, nuevamente de Zancajo & Márquez, el mejor tributo posible a Gallardo y Mediavilla, que recuerda a los mejores Specials producidos por Elvis Costello, con corrosivo wah-wah final de Antonio, como curiosidad. También en esta onda irreverente se encuentra ‘Sé una chica de hoy’ el himno anti-hippy definitivo, donde conviven con pasmosa naturalidad Ramones y Mamas and Papas al tiempo que se lanza un dardo a Ramoncín. ‘Jet Acción’ es pura fragancia a Rezillos y otra de las muestras del inmenso potencial de un grupo en plena ascensión que cocinaba melodías con su chutney, pero de inevitable caída a la vuelta de la esquina. Y lo que ayer era riesgo, hoy es carnaval.

Charlie Mysterio, noviembre de 2019

 

01 Para ti

02 La alegría de morir

03 Vacaciones en la morgue

04 Crimen pasional

05 No te equivoques

06 Rock para Vitorichi

07 Y al final... (Carolina)

08 Estrella de la radio

09 Lipstick

10 Mongoloide

11 Makoki

12 Sé una chica de hoy

13 No quiero mirar (otra vez atrás)

14 ¿Qué es lo que me pasa, Beibi?

15 Jet Acción


Atrás